10 errores que debes evitar al emprender

10 errores que debes evitar al emprender

Compartir

Emprender es una tarea para la que ninguna escuela te prepara. Pero sí puedes hacer uso de la experiencia de otros hombres exitosos y alejarte lo más que puedas de estos errores que debes evitar al emprender.

1. Ir solo

¿Cuántos emprendimientos exitosos conoces que tengan un solo fundador?La verdad es que son muy pocos, y es porque iniciar una empresa es un trabajo constante y desgastante que, difícilmente, podrás enfrentar solo.

2. No prestar atención al plan de negocios

Ver el plan de negocios como un documento innecesario es como aventurarse a navegar sin brújula, mapa ni destino fijo. No dejes de considerar aspectos como tu público objetivo, la competencia, los niveles potenciales de crecimiento, etc.

3. Jugar con el dinero

Sí, jugar, porque apenas empieces tu negocio tendrás que aprendar a ser doblemente responsable con el dinero. Uno de los primeros y mayores errores es gastar demasaido contratando demasiado personal antes de tiempo. No te distraigas y presta atención a los números o, mejor aún, busca a alguien que se pueda encargar de ellos.

4. Incapacidad para adaptarse

Ningú proyecto sale tal y como fue planeado originalmente. Se conoce como “pivotear” a la capacidad de cambiar y adaptarse a nuevos escenarios, incluso dando un giro completo al negocio si así o requiere el mercado.

5. Segmentar demasiado

Siempre te estamos recomendando lo importante que es segmentar el mercado. Pero algunos emprendedores deciden concentrarse en un nicho de mercado tan pequeño y específico con el fin de evitar la competencia, que los usuarios resultan mínimos y las probabiidades de éxito disminuyen demasiado.

6. Elegir una mala ubicación

La ubicación es vital para el éxito de tu negocio. Considera el costo en base a la ubicación que necesitas, la cual solo podrás estimar si conoces bien a tu público objetivo.

7. Dejar pasar una corazonada

Aprovecha tus corazonadas, pero siempre equilibrando lo que te dice el corazón con indicadores claros del desempeño o estrategias para el desarrollo de negocio.

8. Elegir mal el momento

Siempre hay circunstancias que escapan de nuestro control, pero ello no significa que no puedas tener cuidado de lanzar tu producto antes de tiempo o, quizás, esperar demasiado y ver cómo la competencia los enamoró antes de ti.

 

9. Realizar un mal proceso de contratación

Haz las cosas bien desde el inicio y recluta a la gente adecuada y con un perfil claro que encaje en tu empresa y en el puesto.

10. Recibir demasaido influencia externa

Siempre es bueno escuchar los consejos y críticas de los demás, pero demasiada retroalimentación puede ser perjudicial. Si escuchas lo que todos te dicen, ten por seguro que tu idea inicial cambiará por compleo.

Comentarios