Inicio Gestión y Liderazgo 4 señales de que eres un mal jefe

4 señales de que eres un mal jefe

Compartir
mal jefe

Todos los jefes quieren ver siempre resultados en sus empresas. Quieren que los objetivos se cumplan y que sus colaboradores se muestren dedicados en sus proyectos. Sin embargo, ejercer presión de forma continua puede no siempre traer resultados positivos. ¿Cómo saber cuándo se supera el límite de la exigencia y se empieza a transitar por los terrenos de la intransigencia? Presta atención a estas 4 señales que podrían indicar que te estás convirtiendo en un mal jefe.

1) Tus empleados te mienten o te ocultan información
Mentir es una acción reprochable para cualquier persona, pero antes de que vuelques tu enojo contra tu colaborador, hazte la siguiente pregunta: ¿por qué necesitan mentirme? ¿Por qué no me hablan con franqueza? Quizás porque no inspiras confianza o porque en el pasado fuiste muy drástico al imponer castigos.

2) Tus colaboradores te tienen miedo
¿Te ha pasado que entras en la oficina y todos tus colaboradores guardan silencio de forma abrupta? Puede que estuviesen comentando un tema privado, o que simplemente te tengan miedo.

Mejora el ambiente laboral de tu empresa para aumentar la productividad

 

3) No recibes feedback
Si tus colaboradores se limitan a sonreír y asentir cuando les comunicas tus ideas, puede deberse a dos motivos: tienen miedo de opinar o saben que no vale la pena hacer comentarios, pues no serán escuchados.

4) Tus mejores colaboradores se van
Si no puedes retener a los trabajadores más talentosos de tu empresa, es probable de que la causa sea falta de motivación. Las razones son variadas, desde un mal ambiente laboral hasta una paga insuficiente.