Inicio Gestión y Liderazgo 5 frases que dañan la autoestima de tus colaboradores

5 frases que dañan la autoestima de tus colaboradores

Compartir
colaboradores

Si quieres convertirte en un líder ejemplar, debes mantener una buena comunicación con tus colaboradores.

¿Qué diferencia a un jefe de un líder? La capacidad de impulsar a sus colaboradores a superarse a ellos mismos. Al dirigir un equipo, muchas personas se centran tanto en los resultados que terminan desvirtuando el papel que deben desempeñar como líderes en su empresa. Como resultado, no sólo terminan hastiando a sus trabajadores sino que a la larga perjudican la productividad del negocio.

Puede interesarte: 7 señales de que tus colaboradores te temen

Si quieres que tus colaboradores tengan un buen desempeño, debes incentivarlos a realizar cada día un mejor trabajo. Para ello, debes evitar dirigirte a ellos con estas 5 frases:

1) “¿Qué parte no entendiste de…?”

Muchos jefes pierden la paciencia y terminan recriminando a sus colaboradores con dureza, llegando incluso a ofenderlos. Si el trabajador tiene una duda o malinterpretó una indicación, tu trabajo como líder es darle una explicación. Quizás, ni siquiera fue su culpa que el mensaje no haya transmitido de la manera adecuada.

2) “No es mi problema”

Aunque estés enojado, no cortes a tu colaborador si este intenta darte una explicación por una falta que cometió. Es importante que un líder sea empático.

3) “Para eso te pago”

Se trata de una frase que denota autoritarismo y falta de flexibilidad, dos características propias de los malos jefes.

4) “Siempre se ha hecho así”

Muchos jefes ‘chapados a la antigua’ utilizan esta frase para acabar con cualquier intento de creatividad de sus colaboradores. Un buen líder debe estar abierto a nuevas ideas y demostrar que aprecia las sugerencias de su equipo de trabajo.

No dejes de leer: 4 señales de que eres un mal jefe

5) “Porque yo lo digo”

No hay nada peor que un jefe que abusa de su autoridad. Esta actitud definitivamente desmotiva a los colaboradores y limita el desarrollo de nuevas capacidades.