6 trucos para conseguir a tu primer cliente

    Compartir
    primeros clientes

    Emprender el primer negocio no es tarea sencilla, y es común tener que enfrentar más de un fracaso para por fin dar con el ansiado éxito. No cometas el error de esperar que los clientes lleguen solos y presta atención a estos sencillos trucos para lograr tu primer cliente.

    1. Ten un respaldo

    Los primeros meses siempre son los más complicados para las pequeñas empresas, especialmente porque habrá que enfrentar la falta de clientes y, por lo tanto, de ingresos. Tienes que estar preparado y tener un respaldo financiero que te permita superar este periodo, contando por al menos con 6 a 12 meses de gastos operativos almacenados en el banco.

    2. Habla con todas las personas que conoces

    Anunciar a tus conocidos la apertura de tu nuevo negocio es una buena idea, pero también es importante que te reúnas cara a cara con las personas que consideras podrían ser de ayuda para tu empresa. Piensa en personas con contactos importantes, con experiencia para brindarte consejos y, sobretodo, referencias sobre nuevas maneras de visualizar tu oportunidad de negocio.

    3. Involúcrate en tu comunidad

    Ser parte de la comunidad hará que las personas confíen más en ti y se sientas más seguros de hacer negocios contigo, pero tampoco resultará si solo te acercas a los demás de manera interesada. Enfócate en ser un buen miembro de la comunidad, apoya y participa de aquellos eventos que colaboran con el bienestar de todos los vecinos y verás como las oportunidades de negocio llegan de manera natural.

    ¿Sin capital? Sigue estos consejos para emprender con poco dinero.

    4. Involúcrate en la comunidad de negocios

    El networking es un punto clave para todo emprendedor, puesto que da la oportunidad de identificar a personas que están apoyando diferentes iniciativas y contactar con ellos para proponerles tu idea. No dejes de asistir a los eventos comerciales y aprovecha cada oportunidad.

    5. Colabora con tus competidores

    Pensar en cada competidor como un enemigo mortal solo te llevará a perder importantes oportunidades. Reúnete con ellos, convencen sobre los diferentes proyectos que tienen y analicen la posibilidad de trabajar juntos para determinados casos. Podrían terminar organizando eventos de capacitación, de networking o presentaciones que resulten beneficiosas para ambos.

    6. Sé social en línea

    Twitter, Facebook, Goolge+ y LinkedIn ofrecen excelentes oportunidades para conectar con varias comunidades que podrían estar interesadas en tus servicios. Pero las redes sociales también pueden absorber mucho tiempo, así que úsalas sabiamente.