Inicio Gestión y Liderazgo 7 razones por las que tus empleados podrían renunciar

7 razones por las que tus empleados podrían renunciar

Compartir
La renuncia de un trabajador es 'cara' para tu negocio. (Foto: Shutterstock)

Sin importar el tamaño de una empresa, los empleados son piezas claves que hacen posible que un emprendimiento se desarrolle con éxito. A pesar de esto, muchos emprendedores pasan por alto la renuncia de sus trabajadores porque están seguros que en el mercado encontrarán rápidamente un reemplazo.

Sin embargo, luego de ello, se topan con la realidad de que encontrar personas talentosas no es tan fácil como se lo imaginaban. En pocas palabras, la renuncia de empleados es en sí costosa, y perjudica de todas formas a tu negocio inclusive hasta perder clientes, pero, ¿cómo evitar que los empleados renuncien de sus puestos de trabajo?

LEE MÁS: Periodo de prueba laboral: ¿en qué consiste y cuánto dura?

No es complicado. Puedes evitarlo conociendo cuáles son las causas comunes por la que la mayoría de empleados, que han renunciado a su trabajo, dejaron sus empleos. A continuación te decimos 7 de las razones más comunes por las que un empleado puede renunciar.

  1. Estilo de liderazgo del jefe. Un jefe debe ser un líder que debe estar enfocado en la gente y, por tanto, busca evitar la pérdida de talento. Y es que un jefe que se preocupa por el desarrollo de su gente, está logrando el paso más importante para retener a su equipo de trabajo.
  1. Remuneraciones. Es una de las razones más comunes por las que muchas empresas pierden a personas talentosas y es que existe una gran competencia por las ofertas de trabajo en relación al salario.
  1. Malas relaciones interpersonales. El clima laboral que existe en tu organización es muy importante para el desarrollo de tus empleados. Si este clima es malo, entonces tus empleados no se sentirán a gusto de trabajar en tu empresa. ¿Cómo es la relación entre ellos? ¿Cómo es el ambiente laboral de tu organización? Es crucial prestas atención a estos aspectos.

LEE MÁS: ¿Cómo fijar el sueldo a tus trabajadores?

  1. Falta de reconocimiento. A todas las personas nos gusta que nos reconozcan cuando hacemos bien las cosas. Los empleados esperan que se les incentive porque de esta forma saben su esfuerzo está siendo valorado. Si ello no ocurre, no perderán una oportunidad para salir de sus centros de trabajo.
  1. Pocas oportunidades de desarrollo. Es un error pensar que las personas solo trabajan por ganar un sueldo cada mes, la gente no solo busca eso, sino también esperan que a través de sus trabajos puedan desarrollarse personal y profesionalmente.
  1. Poca calidad de vida. Así un empleado gane una buena remuneración, estará decidido a renunciar si sus jornadas de trabajo son prolongadas, las distancias y viajes para acudir a sus centros de labores son excesivas, etc. Inclusive podrían aceptar un empleo que le pague menos con tal de tener más tiempo disponible.
  1. Ausencia de cultura organizacional. Los empleados de una empresa no renunciarán si es que existe una cultura organizacional que les haga sentir bien consigo mismos y con los demás. Es decir, para evitar que abandonen sus puestos de trabajo es crucial enfocarse en el personal pero no solo de forma económica, sino como un todo que tienen hábitos, experiencias y valores en común.

LEE MÁS: Claves para mejorar el clima laboral de tu empresa