Inicio Ideas de Negocios Academia de salsa, un emprendimiento de puro ritmo

Academia de salsa, un emprendimiento de puro ritmo

Compartir
Para emprender una academia de salsa no necesitas ser un experto en el baile. (Foto: Shutterstock)

Si buscas una idea de negocio y no cuentas con mucho dinero para emprender, brindar clases de salsa es una excelente opción. Este servicio cada vez es más demandado no solo por las personas que quieren adquirir habilidades en el baile, sino también por aquellas que han encontrado en el baile una buena opción para mantener su peso de forma divertida.

Iniciar una academia de salsa es emprendimiento de puro ritmo en donde no es necesario que tú seas un experto bailando. ¿Quién no tiene amigos duchos bailando salsa? Todos, verdad. Para comenzar podrías contar con el apoyo de ellos. Luego, mientras se va desarrollando tu negocio, es recomendable que cuentes con profesionales.

LEE MÁS: Bajar de peso y adelgazar, rentable servicio que no tiene pierde

¿Qué necesitas para iniciarlo?

  • Un local amplio. Para determinar el tamaño del lugar donde se impartirá las clases, pregúntate primero cuántos alumnos, en promedio, aprenderán en un ambiente. Asimismo, debes decorar el salón de clases ya que así los alumnos se sentirán más motivados.
  • El uso de espejos en las aulas de clase será de mucha utilidad para el aprendizaje de los pasos de baile. De esta manera los alumnos verán sus errores y obtendrán más confianza en sí mismos.
  • Un equipo de personas con habilidades para bailar salsa. Te proponemos que enseñes este género de música porque hay muchas personas que buscan aprenderla para ya no quedar mal en fiestas e inclusive dejar de ser la burla de los demás.
  • Un equipo de sonido y micrófonos para que los alumnos escuchen las instrucciones de los profesores sin ningún problema.
  • Una buena biblioteca musical de salsa. Es también crucial que tengas las canciones hit del ‘momento’.

El plan de negocios para iniciar una academia de salsa es similar a la de cualquier emprendimiento. Es decir, necesitas determinar los gastos, ingresos, los objetivos en el corto, mediano y largo plazo la compra de materiales o de mobiliario, la publicidad, etc.

Como ves, emprender una academia de baile como negocio no es difícil. Plantéate objetivos y metas y  trabaja por ellas día a día para que alcances el éxito. Si logras brindar un servicio bueno, los alumnos matriculados en tu academia te recomendarán sin ninguna duda.

LEE MÁS: Bé KuTin, pequeño youtuber exitoso por solo bailar