Inicio Gestión y Liderazgo ¿Cómo conseguir las primeras ventas de tu negocio?

¿Cómo conseguir las primeras ventas de tu negocio?

Compartir
Las ventas llegarán, no desesperes. Arma un plan de acción para conseguir clientes. (Foto: Shutterstock)

Hasta que no consigas clientes, no tienes verdaderamente un negocio. Para que un negocio exista, debe haber un ciclo de compra y venta. Así que si ya está todo listo para que tu idea ingrese y opere en el mercado, necesitas tener un plan de acción para conseguir tus primeras ventas.

Estar a la expectativa de conseguir esas primeras ventas es como estar esperando que los demás acepten algo que es parte de ti. Y es que toda esa preparación de tu plan de negocios, análisis de mercado y selección del público objetivo, te conduce a decidir que llegó el gran día, es tiempo de que tu negocio dé sus primeros pasos.

LEE MÁSE-Commerce: 5 claves para que tus ventas online sean excelentes

Quizá en un primer momento, te llegues a desesperar en conseguir ventas, pero debes tener paciencia. Si bien, todo negocio inicia de a pocos, para ayudarte te brindaremos algunos consejos para que logres conseguir de manera más rápida y eficaz a tus primeros clientes.

  • Cuéntale a todos que emprendiste un negocio. Haz uso de las redes sociales, avisa a tus familiares, amigos, excompañeros de trabajo, etc. Esta no es una tarea sencilla pero te proporcionará una base de datos interesante; además tus contactos pueden ser muy buenos promotores de tu negocio.
  • Identifica qué personas de todos tus contactos pueden ser tus potenciales clientes. Cuida la presentación de tu producto, ya sea por medios online o físicos. De esta forma, tu producto o servicio tendrá una buena imagen.
  • Después que hayas desarrollado los puntos anteriores, es momento que realices tu plan de acción. Para ello, elabora un mapa de ventas e identifica allí quién es el comprador, el decisor y el stopper de tu producto o servicio. ¿Por qué identificarlos por separado al hacer una venta?

Cuando se hace una compra no solo le vendes a la persona que se va a usar el producto o servicio, sino también a la que dispone del dinero, decisión u otras personas que puedan influir en una determinada compra. Según Valentín Nomparte, responsable de la oficina en Madrid de la consultora Development System, no hay ventas únicas a través de un único interlocutor.

Por ejemplo, si vendes laptops, la venta no solo dependerá del adolescente que la necesite, sino también de los recursos económicos de sus familiares. Por otro lado, si  cuentas con una tienda de vestidos de novia, – por lo general-, la decisión de compra no se basará solamente del gusto de la novia, sino también influirá la opinión de familiares y amigos que la hayan acompañado a adquirir el vestido.

  • Cuando hables con un posible cliente no ‘vendas’, sino más bien ayuda a solucionar un problema. Escúchalo para que puedas determinar qué es lo que desea, qué siente y si está satisfecho con lo que ofrece tu negocio. Haz un seguimiento a tu futuro cliente y siempre mantente en contacto con él.

Por último, recuerda que no se trata de que vender y punto, allí se acabó; no es así, lo que debes hacer es generar una relación permanente entre tu negocio y el cliente, solo así tus ventas serán exitosas.