Consejos para vencer a la procrastinación

Consejos para vencer a la procrastinación

Compartir

Aunque no solemos usar la palabra ‘procrastinación’ en nuestro vocabulario habitual, se trata de un concepto que lamentablemente persigue a muchos de nosotros y no nos permite cumplir con nuestras tareas de forma exitosa. Según la RAE, procrastinar significa ‘diferir’ o ‘aplazar’, pero va mucho más allá. A menudo procrastinamos cuando escogemos realizar una acción que nos divierte en lugar de una que debemos hacer por obligación o necesidad. La procrastinación deja de ser entonces una simple acción y se convierte en un tema de actitud.

Si quieres convertirte en un emprendedor exitoso, está claro que debes dejar de lado estos hábitos y convertirte en una persona más productiva. Esto no quiere decir que debamos trabajar y trabajar sin descansar un solo instante, pero sí que debemos aprender a asumir sacrificios cuando sea necesario. Presta atención a estos valiosos consejos que te ayudarán a vencer a la procrastinación.

1) Detecta por qué lo haces.
El primer paso para hallar la solución es definir el problema. Como dije, no tiene nada de malo desconectarnos del trabajo un instante. Pero, ¿qué sucede cuando dejamos de lado nuestro trabajo por un tiempo prolongado? ¿Qué pasa si no podemos dejar de ver video tras video en Youtube? Puede ser que postergues una tarea porque en realidad no sabes cómo llevarla a cabo o porque simplemente, ya no te motiva hacerlo. En ese caso, quizás debas considerar cambiar de aires de forma definitiva.

2) Gestiona tu tiempo
Siempre hay maneras de organizar el tiempo, de modo que puedas relajarte y cumplir con tus obligaciones. Organízate de forma adecuada para que luego puedas disfrutar con tranquilidad de tus horas libres.

3) Elimina las distracciones
Muchas veces no podemos concentrarnos debido a ciertas distracciones, como por ejemplo, las redes sociales. No está mal utilizarlas, pero si eres de los que no saben medirse, lo más recomendable sería que bloquearas tu acceso a ellas, al menos hasta que hayas cumplido con tus labores.

4) No olvides tus objetivos
Tener presentes nuestros objetivos nos ayuda a estar motivados. De esa forma, podremos concentrarnos en terminar las tareas pendientes.

Comentarios