Flujo de Caja: ¿Qué es y para qué sirve?

Flujo de Caja: ¿Qué es y para qué sirve?

Compartir

Es usual que como nuevo empresario vea que en su negocio, diariamente, se manejan entradas y salidas de dinero. Por ello, es importante conocer cómo lograr controlar todo ese movimiento de efectivo; y es allí en donde entra el Flujo de Caja. ¿Qué es y para qué sirve? Aquí te detallamos un poco de lo que significa este concepto.

El flujo de caja contabiliza los ingresos y egresos de su empresa, sabiendo con cuántos fondos cuentas y cuánto hace falta para utilizar en el futuro. Además, el flujo de caja mejora la rentabilidad de tu negocio, ya que posee la información esencial para actuar frente a emergencias o inconvenientes que se presenten en el transcurso del año.

También es importante para saber cuánto dinero tenemos ante una posible inversión y para cubrir requerimientos u obligaciones diarias. Por ejemplo, el pago a un proveedor.

Básicamente, el flujo de caja es la herramienta que se utiliza para saber cuánto dinero entra y sale de tu empresa. Y con esta información, podrás saber si falta efectivo o si es necesario un financiamiento para continuar con tus operaciones.

Un mal manejo del flujo de caja trae graves consecuencias: descrédito, altos sistemas de financiación (poco provechosos), hasta la quiebra (si es que llega a un extremo y el mal manejo se mantiene con el tiempo).

Para que su empresa tenga futuro, es necesario utilizar esta herramienta adecuadamente y tener un contador o experto en finanzas administrando este aspecto de su negocio. Si usted es nuevo en el tema, no descuide estos detalles. Después de todo, los problemas con el mal manejo del efectivo pueden dejarlo en la ruina.

Por ejemplo, si en un restaurante ocurre un mal manejo del flujo de caja, el dinero que ingresa se volvería “plata para su bolsillo”. Así, complicaría todo su negocio y a consecuencia habría escases de dinero para pagar a proveedores, personal, insumos, materiales, tributos, impuestos, etc.

Comentarios