Los 7 errores ortográficos más comunes al redactar un e-mail

Los 7 errores ortográficos más comunes al redactar un e-mail

Compartir
Cuando los trabajadores se comunican de forma escrita quienes hablan no son ellos, sino la empresa donde trabajan. (Foto: Fotolia)

Día a día se escriben millones de mensajes a través del correo electrónico; sin embargo, solo un grupo de ellos cumple con su objetivo por el que fueron enviados. ¿La razón? La mala redacción y ortografía conlleva a que la comunicación no sea efectiva.

Es por eso importante que todos los integrantes de una organización empresarial escriban bien, ya que este aspecto es clave en las negociaciones, debido a que puede tener un efecto increíble en el propósito de la comunicación (vender un producto, ofrecer servicios, atender dudas, resolver quejas, etc.).

LEE MÁS: ¿Por qué es importante la buena redacción en las empresas?

Además, hay que tener en cuenta que un correo electrónico es, en muchas ocasiones, nuestra primera presentación frente a los demás. Ya sea como profesional, trabajador o empresario, la forma como escribes ese mensaje, configura tu imagen; es decir, ese correo que envías forma lo que se llama la “primera impresión”.

¡Cuidado!

Un e-mail mal escrito refleja el nivel de educación de la persona y la falta de dedicación. Y sí, sabemos que muchas veces resulta más difícil dominar correctamente la comunicación escrita que la verbal y de ahí la importancia de preocuparse de aspectos como la redacción y ortografía. Es por ello que el “Taller de redacción y ortografía para empresas”, busca atender esta necesidad urgente.

Por lo pronto, te mostramos algunos errores frecuentes que se cometen al redactar un sencillo pero valioso mensaje a través de un e-mail.

  1. Se olvida de la coma vocativa

Cuando redactamos un e-mail, muchas veces olvidamos colocar la coma vocativa, sobre todo en el saludo y la despedida. Por ejemplo, al escribir “Buenos días Srta. Marlene” omitimos la coma que debe ir entre “días” y “Srta.”.

La coma vocativa se coloca para señalar que se refiere al interlocutor o se emplea para llamarlo o dirigirse a él de forma explícita.

  1. Uso de comas innecesarias

Las comas no son respiros, eso hay que tenerlo en claro. La función de la coma es indicar la existencia de una pausa breve dentro de un enunciado para que el texto que escribes pueda ser correctamente leído e interpretado.

  1. “A través” y no “através”

Seguramente, más de una vez, has visto o has escrito através, atravez, atravéz, etc., lo cual es incorrecto. Debe escribirse “a través” y significa “por entre”, “de un lado al otro” o “por intermedio de”. Ahora sí, espero que nunca lo olvides al redactar.

  1. ¿A o ha?

La vocal “a” es una preposición y “ha” proviene de haber y es un verbo auxiliar que se utiliza para conjugar otros verbos en los tiempos compuestos. Por ejemplo: “El jefe ha cotizado el valor de los servicios; esperamos la confirmación a las tres”.

  1. ¿”A ver” o “haber”?

Si bien ambas se pronuncian de la misma forma, deben ser distinguidas al redactar. Cuando escribimos “a ver”, se trata de la secuencia constituida por la preposición “a” y el verbo “ver”: A ver, pide los estados de cuenta.

En el caso de “haber”, o bien puede ser un verbo o un sustantivo; omo ejemplo podríamos decir:

Tiene que haber sucedido algo

Su haber era más bien escaso.

  1. ¿Halla o haya?

La primera se refiere al verbo hallar que significa encontrar y la segunda significa o un verbo o un sustantivo.

Espero que el Sr. Juan haya asistido a la reunión

Se sentó en la sombra de una frondosa haya.

Una de las sedes del Poder Judicial se halla en Los Olivos.

  1. ¿Por qué, por que, porqué o porque?

Sí, todos ellos tienen distintos significados. En el caso de “por qué” se usa para realizar oraciones exclamativas e interrogativas; “por que” es la unión de la preposición “por” y el pronombre relativo “que”; “porqué”, se trata de un sustantivo que equivale a causa; y por último, “porque” se usa como conjunción causal.

No comprendo por qué llegas tarde.

Este es el motivo por que te llamé

No entiendo el porqué de tu actitud

Fuiste a la reunión porque sabías que de ello dependía el contrato.

Por último, recuerda que mantener una excelente ortografía es sinónimo de calidad y credibilidad como profesional, trabajador o empresario. Si deseas mejorar tu comunicación escrita, no pierdas la oportunidad de participar en nuestro “Taller de redacción y ortografía para empresas”.

 

Comentarios