Inicio Mejora tus finanzas Seis ideas de financiamiento para emprender tu nuevo negocio

Seis ideas de financiamiento para emprender tu nuevo negocio

Compartir

Ahora que se acercan las fiestas navideñas, muchos de los empresarios peruanos buscan alternativas de financiamiento para hacer crecer sus negocios o simplemente abrir uno nuevo. Por eso te presentamos algunas alternativas de financiamiento sin tener que recurrir a los préstamos bancarios.

Aunque parezca imposible conseguir capital sin tener que ir a una entidad bancaria, te contamos que no lo es. Lo primero que debes tomar en cuenta es qué modelo de negocio vas a desarrollar, con esa información clara, ya podrás revisar todas las posibilidades de financiación que se te presente.

A continuación te mostramos algunas alternativas presentadas por la revista de negocios Forbes para que consigas ese dinero que tanto le hace falta a tu empresa.

Existe un modelo que consiste en el traspaso de productos o servicios que se le conoce como Bartering. Este intercambio se da entre dos empresas y aunque no es netamente financiamiento, puedes sacarle provecho con productos complementarios o servicios que le hacen falta a tu empresa.

Aunque la idea del bartering suene atractiva, también puede acarrear algunos problemas. Por ejemplo, se puede crear una relación de dependencia en cuanto a servicios que te faltan o el incumplimiento del acuerdo por una de las partes. Debes tener mucho cuidado con quien y donde pactas este tipo de intercambios.

Por otro lado, el business angel local, es un ángel inversor que además de funcionar como una empresa de capital de riesgos también forma parte de la empresa y tiene una responsabilidad dentro de la misma. Un ejemplo de este tipo de inversión se veía hace algún tiempo en el programa “El Socio” cuya temática era levantar los negocios que estaban decreciendo, colocarle capital y levantar dicho negocio.

Otra de las alternativas que está tomando forma en la actualidad es el crowdfunding, que implica recibir donaciones de pequeños inversores hasta conseguir el capital necesario para constituir tu empresa. Es una manera novedosa para conseguir financiamiento y saber si tu empresa es lo suficientemente confiable como para que apuesten por ella.

Sin embargo, este tipo de financiación también puede jugar en contra. Normalmente las donaciones se solicitan por internet, donde tienes que colocar tu proyecto a la vista de todos. Al no tener una seguridad de patentes, puede que tu idea de negocio sea robada por cualquier otra persona.

Además de estas alternativas, puedes optar por subvenciones económicas de entidades públicas. Es muy difícil que una entidad del estado quiera financiar el total de tu proyecto pero puedes buscar algunas dependiendo del negocio y en el rubro en el que planeas desarrollar.

Finalmente tenemos al private equity. Las instituciones buscan proyectos a los cuales financiar, a cambio de un porcentaje de las acciones de éstas. Normalmente se espera un 40% de retorno de la inversión.